Muñón del bebé: signos de alarma

Muñón del bebé: signos de alarma

Cuando tu bebé nace, el médico corta el cordón umbilical que lo conectaba a la placenta. Esto dejará un pequeño muñón que deberá secarse con el paso de los días y posteriormente caerse. Esta herida debe ser cuidada de forma adecuada para evitar complicaciones.

¿Qué es el cordón umbilical?

El cordón umbilical es una estructura que une al bebé con la madre. En su interior contiene vasos sanguíneos, a través de los cuales pasan sustancias y nutrientes que necesitará el bebé para crecer durante el embarazo.

Aprenda más sobre la placenta y para qué sirve a través de este artículo: /articulo/placenta-que-es-como-funciona-y-que-complicaciones-pueden-presentarse

¿Cuánto tiempo tarda en caerse?

Esto depende de cada bebé. Por lo general, el muñón tarda en caerse entre 5 y 21 días después del nacimiento del bebé. Si esto se prolonga por más tiempo, es importante que consulte a su médico.

¿El muñón puede infectarse?

Sí. Aunque esto es poco común, existe el riesgo de que el muñón se infecte, razón por la cual es muy importante tomar en cuenta todas las medidas sanitarias apuntadas por su médico para cuidar adecuadamente ésta herida de su bebé.

¿A qué signos de alarma debe estar atenta?

  • Si bien es normal que el muñón sangre un poquito por el roce del pañal, es importante que se mantenga atenta a diferenciar un leve sangrado esporádico a un sangrado activo que impregne la gasa constantemente. Esto no es normal y debe llamar a su médico de inmediato si esto ocurre.
  • Pus en la zona, es decir, que note una secreción amarilla y maloliente
  • Hinchazón
  • Enrojecimiento
  • Sensibilidad de la piel alrededor del muñón

Si la infección es grave, el bebé presentará los siguientes síntomas:

  • Inapetencia
  • Fiebre
  • Tono muscular deficiente
  • Letargo