Asma

El asma es una enfermedad de hiperreactividad ante varios estímulos que conllevan a una obstrucción reversible de las vías respiratorias. Se presenta de forma intermitente y se caracteriza por episodios recurrentes de tos, sibilancias y disnea.

¿Qué estímulos se pueden desencadenar?

Hay diversos estímulos (inmunológicos y no inmunológicos), que pueden desencadenar la crisis Ejm. Polen, ciertos alimentos, infecciones vírales, factores psicológicos, ejercicios, polvo, humo, cambios de temperatura, olores irritantes.

¿Qué pronóstico tiene la enfermedad?

Puede ser una enfermedad fatal. Los factores asociados con mal pronóstico de una exacerbación aguda incluyen la demora en buscar atención medica.

Desestimar la severidad del episodio (por parte del paciente, padres y médicos), relaciones psicosociales – familiares alteradas, sedación, y un broncoespasmo rápido progresivo.

El pronóstico a largo plazo del asma que se presenta en la infancia es bueno, más del 50% de los niños superan la enfermedad al llegar a la adolescencia.

¿Es importante comenzar rápido la medicación?

El asma es una enfermedad crónica que requiere seguimiento por el médico, que indica el programa de tratamiento. Recuerde mientras más tardíamente se inicie la medicación más tiempo tomará detenerse la crisis.

¿Es cierto que se debe tomar mucho líquido?

Sí, los líquidos previenen que el moco se vuelva pegajoso. Estimule que su hijo tome 1 vaso de cualquier líquido cada 2 horas, mientras este despierto (1/2 vaso en niños menores de 5 años), líquidos claros es lo mejor.

¿Mi niño con asma, puede hacer más deporte?

El asma no debería en la mayoría de los casos interferir con la participación en los deportes, ya que los síntomas pueden prevenirse usando una medicina oral para el asma, 90 minutos antes del ejercicio o el inhalador 10 minutos antes del ejercicio. El deporte más recomendado para los asmáticos es la “natación”.

¿Es el asma contagiosa?

No, de ninguna manera, el niño si tiene un ataque leve de asma puede asistir a la escuela, evitando realizar ejercicios de educación física; procure que se le administren los medicamentos indicados en las horas adecuadas.

¿Cómo puedo ayudar a mi hijo asmático?

No retrase el inicio del tratamiento.

Evite animales en la casa.

No permita que nadie fume en su casa.

No se ponga excesivamente nervioso durante el ataque de asma, (pues el miedo puede producir mayor dificultad en la respiración del niño).

Descubra y evite las sustancias que condicionan los ataques de asma en su hijo.

Mantenga el cuarto del niño libre de polvo.

No permita que el asma limite las actividades deportivas o la vida social de su hijo.